Si pensaban que la guerra de las consolas estaba terminada, están equivocados. Microsoft acaba de gastar la modica suma de 7.500 millones de dólares para comprar nada mas y nada menos que Bethesda, la dueña de Bethesda Game Studios, id Software, ZeniMax Online Studios, Arkane, MachineGames, Tango Gameworks, Alpha Dog y Roundhouse Studios, quienes son responsables de Elder Scrolls, Fallout, Wolfenstein, DOOM, Dishonored, Prey, Quake, Starfield y mucho más.

«Este es un punto de inflexión en nuestro viaje juntos y estoy increíblemente emocionado por lo que este paso significa para Xbox«, decía en un comunicado oficial Phil Spencer.

Esto cambia completamente la perspectiva de lo que viene por delante en la nueva generación de consolas, asegurándole a Microsoft una batería de títulos exclusivos que definitivamente pueden torcer la balanza para el lado de la compañía fundada por Bill Gates en su competencia contra Sony y su Playstation 5.

Habrá que ver que hace Sony para contrarrestar esto, definitivamente los próximos meses van a ser muy entretenidos en el mundo de los videojuegos.


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí